¿Hace falta silencio para meditar?


*

Mi primer Maestro, que desconfiaba del silencio de los monasterios como de cualquier religión organizada, me hacía meditar a las doce del mediodía, con las ventanas abiertas, en el piso donde vivia del centro de Barcelona, para que empezara a darme cuenta de que lo dificil no es acallar el mundanal ruido, sino la jauría interior.

Más tarde otro Maestro me enseñó a “viajar” a mi “isla” siempre que quisiera, con solo un acto de voluntad.

Juan Trigo, en un comentario

Anuncios
de planocreativo Publicado en CITAS

2 comentarios el “¿Hace falta silencio para meditar?

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s